Juntos creamos valor

Juntos creamos valor

Ibrikcs retos grande - Ibricks analiza los retos del almacén en 2018

Ibricks analiza los retos para el almacén en 2018

05 diciembre 2017

La central analiza los nuevos retos del almacén mientras el crecimiento se consolida

Con 334 asociados y rozando ya los 400 puntos de venta por todo el territorio nacional, la central de compras y servicios Grupo Ibricks sigue desarrollando nuevos servicios para sus almacenes, que se caracterizan por su dinamismo y modernidad.

En un contexto cada vez más competitivo y un cliente más informado, los retos para el almacén de construcción son evidentes:

  • Optimizar al máximo las compras y la logística, para poder ser competitivo en precio. Esto no significa que el almacén compita por precios bajos, sino que pueda sacar un justificado margen por su diferencial de calidad con las grandes superficies y otros competidores. Para ello, ser eficiente en costes es esencial.

 

  • Conocer los nuevos desarrollos de producto. El sector de los materiales de construcción es uno de los más innovadores, teniendo en cuenta la importancia de la vivienda, la necesidad de eficiencia energética y el respeto al medio ambiente. Este conocimiento de producto, unido a las nuevas tendencias en diseño del hogar, es lo que va a permitir al almacén ofrecer un asesoramiento diferencial y excelente. El cliente puede mirar muchos precios en internet, pero no tiene tiempo para investigar en profundidad sus opciones en materiales, en diseño o en eficiencia.

 

  • Disponer de un punto de venta atractivo y eficiente para la venta, teniendo en cuenta sobre todo el auge del cliente particular en el mix de venta y que el 80% de las decisiones de compra se toman allí. Un almacén vende confianza e ilusión, y la imagen es básica para ambas, además de la relación personal.

 

  • Realizar comunicación y marketing en su mercado, en sentido amplio. Ya no van a venir a comprarnos, debemos salir a vender, sabiendo en qué nos diferenciamos, a qué público nos dirigimos, y haciendo acciones con continuidad. Estamos en un mundo de imagen, un punto clave para impactar e interesar. Un almacén debe ofrecer una imagen profesional y coherente en todos sus momentos de contacto con el cliente: punto de venta, catálogos, folletos, página web, etc.

 

  • Atención al mundo digital, un canal que ha llegado para quedarse. La página web, las redes sociales y la venta online suponen un reto y una oportunidad que hay que empezar a abordar.

 

Ibricks ha desarrollado nuevas propuestas para ayudar a sus asociados a afrontar sus retos, tanto para mejorar sus compras como para aumentar sus ventas. Estas iniciativas que se presentaron en las reuniones de asociados el pasado noviembre y se pondrán en marcha en 2018, un año de oportunidades si el almacén apuesta por su mercado.